n o n – The First Warp

  • Desarrollador: Lars Potoppidan
  • Plataformas: PC
  • Link Steam: Clicka aquí
  • Lanzamiento: 12 de Agosto de 2021

Aterrizamos en Toukin para ayudar a una figura arquetípica de alienígena llamada n o n (respetando su singular morfología), a conseguir un objetivo que ya posee: estar en casa, en paz; atendiendo su tenderete y maldiciendo –en adelante– las complejas leyes del tiempo.

El desarrollador danés Lars Pontoppidan irrumpe en el mundo de la aventura gráfica con una propuesta modesta, quizá tanto como su protagonista, en la que su principal atractivo reside en el poder de controlar el tiempo a través de un artefacto (¡quién no lo querría!) esencial para resolver gran parte de los problemas de n o n.

Pero, lo que para nuestro colorido protagonista pueden ser problemas, para nosotros son puzles. Por una parte, a nuestro entender, errónea la deriva del desarrollo de vestir esos retos con botones, selectores, palancas… incluso en el sistema de pistas los tenemos. Por suerte, Pontoppidan compensa esa elección con el citado controlador del tiempo que n o n descubre en una simple caja de cartón.

Y debemos hacer hincapié. Pues ese cachivache genera que podamos ver el transcurso del día y sus interacciones en cuestión de segundos, aprovechando tal utilidad para rebuscar en la bolsa de basura que alguien tiró anoche, por poner un ejemplo, o hablar con personas que pasaron a otra hora por ese lugar, acelerar el lento crecer de una planta para apreciar su flor…

¡Bendita herramienta! Como “bendita” es su otra cara de la moneda; su géminis particular. Controlar el tiempo pronto se tornará en un poder peligroso, tanto, que el lapso, los ciclos, los momentos, se transformarán en un telar de portales entre varios planetas que cuestionarán nuestra propia naturaleza; nuestra propia existencia.

“Yo soy tú y tú eres yo” parco en palabras, aventura de escasas líneas de diálogo y ausencia de conversación que podamos dirigir. Quizá se nos priva de algo elemental en toda buena aventura gráfica y se nos satura de rarezas. El mundo que nos enseñan aquí está repleto de viscosidades y malformaciones difíciles de etiquetar –y más complejo aún de resumir en su atributo argumental–, aunque reseñable debe ser el mérito de que los objetos con los que interactuamos casen en parte con el extravagante medio que nos rodea.

n o n : The First Warp es un pespunte en el tiempo. Un bucle. “Hoy es un día de locos”, quizá tanto como el proyecto unipersonal de un Lars Pontoppidan que refleja ambición y valentía, pero también algunas carencias de guion que, a buen seguro, los amantes de las múltiples realidades y los universos paralelos sabrán perdonar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *